MARE NOSTRUM: Venezuela, Holanda y Aruba unidas por el Caribe 

Horario de visita: martes a domingo de 10:00 am a 5:00 pm

15 noviembre, 2017
MARE NOSTRUM: Venezuela, Holanda y Aruba unidas por el Caribe en la Sala Media y pasillos exteriores planta alta del Museo.

Bajo la curaduría Jimmy Yánez y Adi Martis (Aruba), museografía de Jimmy Yánez y texto crítico de Rosher Acevedo, el público asistente podrá disfrutar obra de los artistas Osaira Muyale, Elvis López, Ryan Oduber y Glenda Heyliger.

La muestra cuenta con el patrocinio de Mondriann Fonds, Ateliers ´89, Fundación Aldea, UNOCA y Fundación Eterno Arte Contemporáneo

Texto crítico
MARE NOSTRUM
Venezuela, Holanda y Aruba unidas por el Caribe
Cuatro  artistas claves en la escena del arte contemporáneo de la  isla de Aruba siguen la pista de  las estelas de agua trazadas por sus ancestros holandeses  e insulares por este mare nostrum que es el Caribe.
La brújula apunta al sur, a la ruta más próxima a tierra firme: La “pequeña Venecia’’ de Alonso de Ojeda, ese vasto y  exuberante territorio que es la políticamente convulsionada Venezuela. Un país en crisis como destino pareciera hacer cualquier viaje a contracorriente.
Vientos que resuenan por estos mares los cautivadores cantos de sirenas, visiones y delirios de quimeras y utopías naufragadas no parecen inquietar a los artistas Elvis López, Glenda Heyliger, Osaira Muyale y Ryan Oduber,  quienes embarcándose en este viaje van con patente de corso ya no en busca de galeones, o de villas y poblados ricos, ni mercancías exóticas como especias, maderas o metales preciosos. Lo que buscan es  conquistar los espacios del arte y desde allí estrechar los lazos de una relación histórica siempre fecunda con la otra orilla.
La exposición Mare nostrum Arte Contemporáneo Arubano en el MACZUL viene a ser la primera fase de un proyecto que invita a artistas de Venezuela para continuar este periplo,  y alinear el diálogo de un tiempo pasado, presente, y futuro, de una historia que discurre en un paisaje bañado por el mismo sol y esculpido por los mismos vientos salinos del caribe.
Venezuela, Holanda y Aruba unidas por el Caribe.
La historia de las relaciones entre Venezuela y Holanda a través de las Antillas neerlandesas, más específicamente Aruba y Curazao, es rica en acontecimientos de orden socioeconómico y sociopolítico de gran impacto en el devenir de esta región del Caribe. Si bien esta relación estuvo marcada por disputas territoriales y de índole comercial, debido al estricto monopolio impuesto por la corona española a sus colonias de ultramar, los habitantes de estas costas tan próximas entre sí y con necesidades particulares ajenas a los intereses de las metrópolis al otro lado del atlántico, supieron sortear toda serie de restricciones  y establecer sus propias reglas al margen de la ley española y sus instituciones, como la temida Compañía Guipuzcoana por ejemplo.
De esta manera el intercambio comercial por medio del contrabando fue próspero, dinámico y fluido, mercancías preciadas como la sal, el tabaco, cacao, azúcar, maderas, ganado y cueros, pasaron de unas manos a otras, de una costa a la otra.  Pero esto no se quedó ahí, con el contrabando se  fueron permeando  diversas capas de influencias, cada ruta clandestina iba introduciendo un complejo tejido de relacionamientos, sedimentándose en un  proceso bidireccional  que dejó su impronta, ya desde tiempos coloniales, en algunas manifestaciones culturales tales como el lenguaje, la arquitectura,  la gastronomía, agricultura, entre otras. Y aunque este tipo de actividad se extendió por mucho tiempo, vino un periodo de pacificación y regularización de la actividad comercial, que pasó por el reconocimiento recíproco de soberanía política alcanzado con El tratado de Munster o de Westphalia en 1648, y posteriormente, con las sucesivas reformas borbónicas a partir del 1700 se avanza en una etapa más moderna en la actividad mercantil de la zona.
Con la independencia y la conquista de la república estas relaciones siguieron su curso llegando a la época actual, una época llena de nuevos desafíos donde se hace necesaria una revisión de estos procesos históricos que permitan proyectar, desde el pasado y el presente,  lo que será el porvenir de estas naciones en franca paz y desarrollo.

INFORMACIÓN DE LA EXPOSICIÓN ACTUAL

Fecha Inicio:
28/10/2017

Dirección:
Av. Universidad con prolongación
Cecilio Acosta

Sala:
Fachada

Artista:
Osaira Muyale, Elvis López, Ryan Oduber y Glenda Heyliger